#cocinacallejera {El bocata de sardinas de Victoria}

miércoles, 9 de octubre de 2013






Yo Yo me lo como todo, todo, todito!!! ;)... desde bien pequeña había que vigilar que no me comiese cualquier cosa, os lo aseguro!!!... pero, si hay algo que desde mi tierna infancia no soporto, son ... las sardinas!!!, si, si, las sardinas en aceite... fui traumatizada por el comedor escolar ;).

No recuerdo mucho, más bien poco de lo que ahí nos daban de comer, tan solo unas deliciosas natillas con galletas María que nos preparaban para celebrar el ultimo día de clase antes de Navidad, eso lo recuerdo con claridad. Lo demás debía ser comida insulsa y sin demasiada gracia para una pequeña "gourmet" como yo ;)!!!. Pero las sardinas!!!, ay!!, esas sardinas que nos daban un día por semana, acompañadas de una hoja de lechuga... esas si las recuerdo!. Que asco morder su interior, esa raspa arenosa que tienen dentro, eso era un suplicio!!... aunque creo que había a quien le daban tanto asco como a mi pero que no estaba dispuesto a pasar por el tubo ;), mi hermanito, que siempre las traía escondidas dentro del bolsillo de su pantalón... para enfado y desesperación de mi madre ;).

Gracias a Victoria he vuelto a probarlas... he comprobado que aún las siguen presentando con la raspita arenosa dichosa ... pero después de retirarla, a la vez que destrozaba al pobre "animalillo", e introducirla junto al resto de deliciosos ingredientes de su maravilloso bocadillo, he descubierto que hasta los más profundos traumas se pueden superar y llegar a cambiar de opinión!!!.

Si queréis saber lo que es un bocata de sardinas maravilloso y relameos con él, no dejéis de visitar a Victoria y su precioso blog!!!!.

Gracias linda, por haber estado conmigo en esta aventura #callejera!!!
















No olvidéis que la #cocinacallejera sigue el miércoles que viene amig@s!!!. La próxima receta será el delicioso gazpacho sandía que hizo Alfonso del blog "D´gustando".... no os lo podéis perder... preveo que encontrar una sandía en condiciones en octubre, no será muy sencillo ;)



Feliz semana a tod@s!!!!




44 comentarios:

abril dijo...

Estaba esperándote con el café con leche en la mano y pensando..."y ese bocata...viene o no viene?"... y aunque las sardinas no pegan mucho con el café, si que le hincaría el diente a este bocata tan bien preparado y tan apetitoso. Yo, como no me quedaba al comedor, cuando lo hacía era una fiesta y todo me parecía buenísimo (jajajaja) incluidos esos macarrones pasados y aguados que siempre ponían, o la verdura que daba asco de tan "rebollida" que la hacían. Pero bueno, remembers a parte, este bocata es buenísimo...ahora mismito me voy a ver el de Victoria.

Gloria Aleix dijo...

Me encantan las sardinillas con pan! A este bocata no le falta de nada! Besitos!

Laurel y Menta dijo...

Pues a nosotras nos gusta muchísimo las sardinas, asadas, fritas o en lata y este bocadillo es espectacular, qué rico por dios!!!
Y el pan tiene una pinta fabulosa!!! perfecto, Juana.

un abrazo

Churretes dijo...

Jajaja...Es que yo normalmente la raspa se la quito Juana!!!
Lo de los traumas infantiles es muy típico ¿No? yo creo que casi todos tenemos uno...yo, al menos, lo tengo. Lo mío va de conejos...tuve un conejito que me contaron que se suicidó desde un 7º piso estando en la terrraza, todo iba bien hasta que me lo encontré despellejado en la nevera...tremenda llorera, tenía 7 años y nunca volví a comer conejo...
Que no me extraña que con tremendo bocata superes viejos traumas...igual uno de conejo me venía bien!!! Jajaja.
Besos linda.
Raquel

Evelyn dijo...

Qué decirte que no te haya dicho, Juana. Qué conviertes un simple bocadillo en todo un lujazo!! Un besiño.

Victoria La Tauleta dijo...

Que ilusión Juana... que bueno y que fotos mas chulas... mil gracias... es genial ver tu presentación, tengo mucho que aprender... ayyy...
Gracias guapísima...

Victoria La Tauleta dijo...

Ya he vuelto que me estaban agobiando por eso mi ayyyy, jajajaj. Que quería decirte que yo de pequeña compartía tu aversión por este pececillo jajaja y en mi colegio era dificil escaquearse o tirar a la papelera... y eso que el jardín al menos tenia 3000m cuadrados pero mis monjitas,,, lo veían toooodo... jajaja.
Gracias otra vez princesa...

Marhya dijo...

¡Qué rico! Con lo que nos gustan en casa las sardinas en lata, ese bocadillo tiene que estar buenísimo, además que todavía tengo tomates del huerto y pepinillos de los que he embotado este verano, así que no se me escapa.
Besos.

Mercè dijo...

Comprendo que cuando una cosa no gusta, NO GUSTA, Juana. Pero nos lo presentas tan apañado y con tanto contraste de colores, que quien va decir que no? Además con la de beneficios que tienen las pobres sardinas, que si Omega tres, que si calcio... En fin, que tu bocata me ha parecido un pequeño lujo. Besitos.

KRIS dijo...

Madre mía Juanilla de mi vidaaaaaaaaaaa, a lametazos estoy ... no es que las sardinas sean santo de mi devoción, pero oye ... es que estas fotos ... a estas horas .... supongo que comerte una sardina sola, no tiene "gracia" ninguna, pero ... hacerlo con estos ingredientes y con ese maravilloso pan, eso sí, tiene que ser algo delicioso.

Jejejeje .... me rió ya de pensar en tú próxima entrada ... y ese gazpacho de sandía, jejejeje.

Sólo hace 3 días que no te veo y te echo de menos .... quiero que el EQUIPO A proponga otro evento y quiero verte en él. A tí y a mi Catypol.

Besos mi linda AMIGA , te I LOVE YOU mucho más que mucho y mucho más que muchísimooo

CUATRO ESPECIAS Por ELENA ZULUETA DE MADARIAGA dijo...

Juana ...mas fácil no puede ser y ayuda en muchos casos!

Akane dijo...

Jajajaja, esos traumas de la infancia con ciertas comidas, me los conozco! Pero eres el vivo ejemplo de que se pueden superar, claro que sí :). Yo sardinas en aceite no suelo comer nunca, en mi casa lo que se vive con pasión es la época de sardinas a la brasa, pero el bocadillo tiene una pintaza tremenda!

Un abrazo

Alicia dijo...

Que brutos. A las sardinas hay que quitarles la raspa y si son para niños más. No me extraña que no te gustaran y qué pena con lo ricas que son las picantonas con tomate.;)
Por cierto, tu hermano todo un crack.
Besazos.
Alicia.

El Oso con Botas dijo...

Pero chica...donde metes todo lo que te comes, dame la fórmula que uno hace más que esfuerzos para no crecer horizontalmente y mira por donde sigo y sigo sin parar jajaja. Pero que hacía tu hermano con las sardinas por favor, con eso olor penetrante y que cuesta sacarlo (entiendo a tu madre) ;). Pedazo de bocate, nunca lo he probado pero tiene que estar muy, muy bueno. Me gusta mucho la foto de la lata de sardinas.

IDania dijo...

Este bocata tiene todo lo que me gusta!! Qué rico está!!!
Besitos,
IDania

Marga dijo...

ayyyy Juana, pensé en entrar después de comer para no morirme, no resistí la tentación, ese bocata es un espectáculo. Me rechiflan las sardinas. Creo que hoy va a ser mi cena. las fotos son un espectáculo como siempre, eres una artista, bsss

Juani dijo...

Tocayita!!! este para los amantes del bocata tiene que ser toda una delicia,
se ve riquísimo, con esas pedazos fotos de lujazo total. Besitos mi niña preciosa.

Manderley de GuindillayCanela dijo...

Juana, que buen pinta tiene este bocata. A mi marido le harías un Rey, jajaja

Besos

El Mito del Sofrito dijo...

Wow, sardinitas en bocata, a media mañana entran de maravilla. Que bonita queda la lata de sardinas abierta y con esa luz tan chula!

Bss!!!

Mayte dijo...

A mi padre le fascinaban, sardía veía y sardina quería! A mi me gustan pero cuando tengo mucho antojo, que no es muy a menudo, pero viendo este bocata, tan suculento y lleno de cosas deliciosas, si que me entran ganas y eso que entre mis prisas y el poco tiempo que llevo ultimamente como menos de lo que me gusta!

Un abrazo llenito de buena vibra mi Juana!!!

Víctor Castillo dijo...

Ostras, pues a mí me encantan las sardinas (ni a ellas les hacía ascos a la hora de comer, jajaja!!!) y ya hace mucho tiempo que no las pruebo... y en este bocadillo tan suculento, hace que se le quiten a uno los traumas de pequeño, y tanto!
Además, quién no los ha tenido, ya sea con comida o con cualquier otra cosa. Si te digo que todavía me río recordando cuando en la escuela nos hacían cantar la escala musical en solitario... era un horror, me ponía tan nervioso que no las decía ni en orden, jajaja!!

Un besote!

Verónica dijo...

A mi me encantan las sardinas, y este verano he tenido la suerte de ponerme ciega a espetos ;) . Pero hablando de traumas infantiles he de confesar que no soporto la leche de cabra, creo que será porque mi abuela quiso quitarme el vicio del chupete diciendo que se lo habían comido sus cabras. Yo no comí en comedor escolar, pero si recuerdo una época en la que nos obligaban ha hacer enjuagues bucales con un flúor rosa que a mi me resultaba asqueroso. De mi pato Paniculata mejor no me acuerdo porque su final fue parecido al conejillo de Churretes...
Besos mil Juana, como siempre fotos espectaculares.

Tere Marinval dijo...

esa latica forma parte de mi mesa muchas noches, pero desde hoy adopto este bocata, que menuda pinta! un besote

cocido de sopa dijo...

Juana, a mi relléname ese pan con otro pescado en conserva que no sean sardinas, y pongamos, por ejemplo, unos lomitos de caballa, o de ventresca, o unas simples migas de atún y me lo como muy gustosa, pero de sardinas ... nanai. No puedo con ellas, ya ves ...

Siendo pequeña había tantos, tantos alimentos que no me gustaban y que ahora sí me gustan. La de vueltas que da el mundo, madre mía, y la mía - valga la redundancia - alucina conmigo.

Besos!!!

Las salsas de la vida dijo...

otra desfeita eh! jajaja!!! vaya bocata bueno que has hecho Juá! pero.... raspita arenosa????? pero que sardinas te comes tú jamía????? aunque con el tamaño de esas sardinas no me extraña, eso más que raspita tiene que tener una espinota jaja!!! te tengo que mandar yo unas sardinillas gallegas como dios manda, y ya verías que en vez de raspita arenosa dirías... mantequillaaaaa!!! ay cuanto aprendes conmigo jajaja

Besos Juá, me voy a merendar, que tu superbocata me ha dau hambre!!!

Muacksssssssssss!!!!!

Tito

Rosa dijo...

Donde esta mi comentario eh,eh ??????? que te había dejado uno diciéndote como me gusta a mi un bocata de sardinas como este y no lo veo. Que cosa más rica Jana, y no creas que es mentira, es una de las mejores cosas que me puedo comer, no me importa a que hora ni para que comida, pero si alguna vez me invitas a uno preferiría que fuera de desayuno o mejor a la hora de una cerveza bien fría para echarlo "pá abajo" jajaja. Besitos guapisima !!!!

Silvia dijo...

¡¡Qué rico, Juana!!
El pan, la rúcula, la sardinas .... a mí también las sardinas me llevan a mi infancia pero por motivos bien distintos. Mi papa ha sido siempre "odiosos" en extremo con la comida y solo admite un par de platos que a esta alturas nadie más que mi mamá prepara.
Cada viernes Santo íbamos a almorzar a a casa de uno de sus tíos en un pueblo distante a unos 60 km de mi ciudad y que ya es zona rural: Río Primero.
Como provenimos de una familia italiana, en lo de este tío aún se mantenía la tradición que habían traídos los nonnos (abuelos de mi papá) y el viernes santo se comia unos tallarines con pan rallado y pasas de uvas y salsa hecha con bacalao y garbanzos. ¡¡Mi papá lo detestaba absolutamente!! Ja-ja! Entonces, el viernes partíamos munidos de una buena cantidad de sardinas en aceite que era lo que comía mi papá.
Esa receta de tallarines, pan rallado y bacalao para mí es muy especial. He sido la única de la familia que la conserva porque a nadie más le gusta, ni tíos, ni primos, ni mis propias hermanas. Pero la tengo inexorablemente unida a las latas de sardinas....
¡Cuántos recuerdos! Un gusto leerte.

Cósima Piovasco dijo...

Los ingredientes me parecen estupendos. Yo tampoco he probado nunca el bocata de sardinas, pero a mí si que me gustan. Y si ya hablamos de las sardinas picantes, me encantan. Vaya fotazas. Besazos.

Chelo Garcia dijo...

jajajaja, yo también me lo como todo, todito, eah las niñas buenas somos así. Y sabes cuál es uno de mis bocatas preferidos?, ¡el de sardinas!, cómo me gustan!, asi que yo disfrutaría de lo lindo con ese maravilloso bocata que nos presentas.
Un beso Guapa!

Carolina dijo...

Si es que la mente es muy lista mi niña, está programada para que olvidemos las cosas sin importancia así que la comida que te daban en el comedor tenía que ser como dices. Eso sí, lo de las sardinas, ains, con lo que me gustan a mi, además con la raspita del medio y todo. Y si encima me las pones en un bocata como ese ya es que disfruto como una enana.
Besitos mi niña

Carolina dijo...

Es más, sabes lo que voy a abrir ahora para cenar y meter en el bocata por tu culpa?, jajajajaj

Rosa dijo...

Que rico bocata, la verdad es que yo de pequeña, cuando veía a mi padre con las sardinas en lata me daban repelus, pero ahora compro las pequeñitas y me las como con raspa y todo, deben ser cosas de la edad. Bss.

Dolores-MiGranDiversion dijo...

Mira, yo pongo las sardinas en escabeche que hizo mi hermano, que estaban de rechupete!!!

BSS

CHEZ SILVIA dijo...

Oleee que bocata!!!! si tu todo lo que tocas lo conviertes en oro comestible!!!
Me apunto que hace años que no como ninguno igual. Besotes niña guapa!!!

LA COCINERA DE BETULO dijo...

Pues a mi me encantan las sardinas con su raspa y todo, sabes que tienen mucho calcio? Me imagino que si, pero también sé que esto no te convence. Ta,poco te va la vida en ello.
Lo importante aquí es el bocata y buena pinta no le falta.
Besos preciosa.

Esmerαlđα• [Recelanđia] dijo...

Juana preciosa, pues yo necesito urgentemente hacer ésta receta porque yo también tengo un trauma con las sardinas! Nunca me han gustado, o eso creo, porque ya ni recuerdo la última vez que las comí, es de esas cosas que las pruebas una vez y nunca les das otra oportunidad, pero después de leer tu entrada, seguro que se la merecen, otra oportunidad, otra oportunidad jajaja!
Me llevo tu receta, las fotos son maravillosas!
Un besito enorme

Bea, recetasymás dijo...

Pues yo soy otra que no soporta las sardinas, como tu dices, ese interior arenoso, aghhh...en cambio mi madre no pasa un dia a la semana que no se haga un bocata de sardinas, madre mia que vicio tiene, jejejeje
Un placer conocerte el otro dia guapa, aunque no tuvimos ocasion de charlar ni un segundito :( espero que hayan mas ocasiones
Un besote

Marga n.a dijo...

como me gusta el bocata de sardinitas , me encantan las sardinas en aiceite a la brasa al horno como sea , me chifla tu bocata glamuroso .. hummmm

Marga n.a dijo...

en mi cole nos daban merluza congelada sardinas no , si hueran sido sardinas :P me las hubiera comido , sabes la cantidad de cálcio que tienen sus espinitas? pues muchísimo calcio , si son buenas i de buena calidad son un manjar ahora que depende de la casa que compres siempre españolas y del norte .. son lo más .. juanita guindilla ... me voy a comer , que tengo un jaaaaaaaambre .. hummmmmm yaaaaaaaaa

Catypol dijo...

Me gustan las sardinas, a la brasa mejor que en lata y soy de las que le quita la espina, aunque de pequeña no las comía (aarrggg) menos mal que crecer también supone hacerlo en gustos porqué yo era bastante repelente para comer cuando era niña.
No recuerdo haber comido un bocata de sardinas, no diré nunca que mi memoria me falla cada día más pero no lo recuerdo, aunque si he comido un pa amb oli con sardinas (entre otras) y no sé si eso vale como bocato, jajaja
Ánimo, qué ya quedan menos ;)
Un beso, guapa, que duermas bien

Nenalinda dijo...

Ains xiquilla ya podia tener yo argun trauma pir que to y to me gusta asin que asin como voy a ponerme a dietar ..no puedooor esta boquiña me pieldeeee aunque fuesen unas sardinas rasposas insulsas yo me las comeria tan felii.
Anda que no me comi yo bocatas de sardinillas estando embarazada de mi hijo ,mi marido dice que aquello no era antojo era una obsesion jajaaa y yo digo que no tuve antojos jajaa si los llego a tener pobresilllo .
El bocata de relujoo como todo lo que haces,que pena no poder meter la mano para dar cuenta de el mañana a media mañana ummmmm.
Bicos mil y feliz semana potita miaaaa.

Mònica Tarradellas dijo...

Un dels millors entrepans del món mundial!

Silvia Alvarez Lopez dijo...

JAjaja Juana,hay recuerdos que marcan la existencia de las personas,hasta una sardina puede ser devastadora ;-)).Buenísimo bocata!!!

Alfonso Hernandez dijo...

Hola Juana, glamuroso o no este es un bocata que te deja sin habla. Si encima son sardinillas picantonas, damos en el clavo. Si no, no pasa nada mientras no dejemos una miga :-P

Besos!

Publicar un comentario

Sabes que es lo mas bonito de este post???... pues claro!!!...
tu comentario!!!!

Gracias!