Ful Medames {un pedacito de Egipto y su energía}

lunes, 7 de abril de 2014





Estoy convencida de que la vida tiene un (os) error (es) de diseño. Si, empezamos esta teniendo que tomar decisiones que no estamos preparados para tomar... o al menos yo, no lo estaba!

A los 18 años, cuando decidí estudiar lo que tenia que ser mi futura profesión, no tenia nada claro. A grandes rasgos conocía una parte de mi, pero en aquella época me faltaba mucho por madurar y definirme (a pesar de que en esos momentos estaba convencida de que todo lo sabia!). El resultado de aquello es que estudié algo, diseño gráfico por más señas, que nunca ha sido mi medio de vida. Las circunstancias y el paso del tiempo me alejaron de mi meta... pero no me importa demasiado. Con el paso de los años es algo que siento lejano, ajeno a mi. Ahora si sé lo que me gustaría ser de "mayor" (de más mayor!) ;) ..... me gustaría ser viajera!!! si, si... que nadie se ría!!! sé que es algo con lo que casi nadie gana dinero, pero al fin y al cabo, existen tantas profesiones con las que te mueres de hambre, que puestos a hacerlo, me gustaría morir con pasión :)

Levantarme cada mañana en un lugar distinto, conocer el mundo, cada ciudad, pueblo o país. No tener mucho más de lo que se pueda llevar en una maleta y enriquecerme con lo que el mundo me ofrece. Obviamente eso son sueños absurdos... mis hijas no me lo permitirían ;) y seguro que yo añoraría el calor y confort de un hogar :) ... pero soñar cuesta muy poco y siempre puedo darme el lujo de dar paseos culinarios :) esos que se dan cerrando los ojos, abriendo los sentidos y dejando volar la imaginación.. algo que se me da muy bien :)

El Ful Medames, se dice que es el plato nacional de Egipto. Es consumido en las primeras horas del medio día y típico en la época del ramadán. La verdad es que no me extraña nada que se consuma en periodos de ayuno, puesto que es un plato que posee un gran poder saciante, debido a que su base principal son las habas secas... no recomiendo comerlo antes de ir a dormir u os auguro una noche de pesadillas para vosotros o quien comparta vuestra cama :)
Sin embargo, es un plato completo, sencillo y en pequeña cantidad, acompañado de una ensalada verde, resulta perfecto para recuperar fuerzas y afrontar el resto del día con energía... y por poco dinero!, que más se puede pedir? :)

Nos vamos a Egipto??? :)


Fuente: "Le tour du monde en 80 recettes" de David Loftus.




Ingredientes para cuatro personas con hambre:

- 400 gr de habas secas peladas, remojadas durante una noche en agua fría.
- 2 dientes de ajo picados.
- 1 cucharada de zumo de limón.
- 2 cucharaditas de comino molido, tal vez un poco más, dependiendo de vuestro gusto. Yo puse tres :).
- Entre 50 y 100 ml de aceite de oliva virgen.
- Sal y pimienta recién molida.

Para servir:
- 4 huevos duros.
- 1/2 cebolla roja cortada en finas rodajas.
- 1 puñadito de perejil fresco picado.
- Pan pita para mojar.




Preparación:

- Escurrir las habas del agua de remojo. Introducirlas en una cazuela y cubrir con agua fría. Llevarlas a ebullición, bajar el fuego al mínimo y cocinar hasta que estén tiernas. Dependiendo de la dureza de estas, tardarán más o menos, en mi caso bastaron 40 minutos.

- Escurrir las habas e introducir en un bol suficientemente grande. Añadir el ajo picado, zumo de limón, y comino. Mezclar con delicadeza para que las habas no se rompan en exceso. Añadir el aceite poco a poco y salpimentar.
Las cantidades de aceite van un poco a gusto de cada uno, en mi caso, aunque en la receta original proponían 50 ml, yo añadí casi el doble, porque me resultaba muy seco y espeso.

- Repartir en cuatro cuencos individuales y servir con el huevo duro partido por la mitad, la cebolla y perejil. Terminar regando con otro chorrito de aceite.

En Egipto la costumbre es machacar por completo el Full Medames hasta que parezca un puré y servir sobre pan pita.
Yo, para la ocasión hice laxoox, un pan que en Somalia emplean para acompañar el "ful medames", plato que también es consumido por esas tierras... pero esta receta será para otro día :)









Feliz semana amig@s!!!!!!!!


33 comentarios:

kesito dijo...

Que bueno es esto mi Juana por dios!!!! la de viajes que nos damos sin salir de casa....y gratis :) me ha encantado que nos llevaras de tu mano a Egipto, un lugar para visitar más de una vez.
Me llevo el ful medames a ver si me conquista!! De momento, eres tú la que nos tienes enamorás con esas preciosas fotos!!

abril dijo...

Nena que rico este plato!!!! no lo conocía y me parece genial! y que bonitas las fotos con esa cebolla morada, que es una actriz que enamora la cámara!
Pues yo como tú...me gustaría ser viajera del mundo, pero además con el "gadget" de ser un viajero gastronómico (que pienso es tu idea también). Si estuviéramos solas en el mundo..... un Thelma y Louise sin final dramático?!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
Besos preciosa... me doy cuenta que no sólo tu sonrisa es sexy...tu cocina lo es, si cabe más.

Marga dijo...

Querida Juana, como tu soy viajera, que bien se está por ahí con el ojo bien abierto para no perderse nada!!! en fin! a veces sólo nos toca soñar!! como hoy con tu fullmedames y esperando la receta de ese magnífico pan del que nunca había escuchado hablar, bsss Juana y feliz semana

Patricia Valdivielso dijo...

Que rica receta! Nunca la he probado, pero con ese aspecto creo que voy a hacerlo bien prontito! bss

M. dijo...

Juana, seguro que consigues ser viajera aunque sea a tiempo parcial o por temporadas ;-) Seguro que así si que te dejan.
La receta tiene muy buena pinta, no sé si será fácil encontrar habas secas por aquí, igual en alguna tienda de dietética o de frutos secos, buscaré a ver.
Besos.
Marhya (enmilbatallas.com)

Maite (Mai) dijo...

Pues vayámonos pero ya! no perdamos tiempo que tengo una pila de plancha brutal y si ponemos pies en polvorosa la dejo tal cual y que salga el sol por Antequera! Nunca es tarde para poner en práctica nuestra vocación aventurera:-)
Besos! muy gustosos por cierto, esto como siempre tiene una pinta brutal

Víctor González - Dvicio dijo...

ostras.....yo diría que lo probé en Egipto...estoy casi seguro, pero no recuerdo bien el nombre....pero por los ingredientes estoy casi seguro que nos lo dieron un día en una visita cerca de la presa Asuan. Fantástica propuesta...me la guardo.

cocido de sopa dijo...

Mi niña, déjame decirte que tú eres una mujer muuuy lista. Te gusta disfrutar de la vida, viajar, conocer gente, darle gusto al estomaguito, y la vía que has escogido para dedicarte cuando seas "mayor" me parece envidiable. ¡Cuántos querríamos darle a la vida sin ataduras! Viajar de un lado para otro disfrutando de la vida. Pero bien cierto es que como el calor humano, el calor de los nuestros no hay nada. Está bien entonces organizarse y dedicarse un tiempito a recorrer mundo y otro a asentarse, ordenar ideas y dejarse querer por su gente.

Tu "ful menades" me recuerda mucho a la masa para hacer falafel, salvando las diferencias, claro. Me encanta la comida espaciada, y esta de picoteo, ni te cuento. Y para estos días soleados que nos apetece algo informal, y nada de fogones, me parece ideal. Y ese pan ... ¡otra buenísima idea!

Yo estoy un poco fuera de la onda de las redes, mis visitas a los blogs son escasan y mis paseos por las redes son fugaces y desde el móvil. Pero desde este, lo leo todo, así que cuéntame el rumbo que vas a llevar estos días que nos vienen de vacaciones ;)

Un besazo!

Laurel y Menta dijo...

Por supuesto que nos vamos a Egipto jaja

Qué pedazo receta que nos traes Juana, y qué fotos, impresionantes!

un abrazo y feliz semana!

Silvia dijo...

Tus fotos, tus fotos, tus fotos .... mi muy querida Juana, ¡qué fotos!
Creo que en mayor o menor medida a todos nos ha pasado eso de tomar decisiones sobre el futuro a una edad demasiado temprana. La nueva profesión que has elegido es maravillosa y al tomar la decisión -que muchas veces es lo más difícil- ya has empezado a pensar en modo-viajero. Tus niñas sabrán darte a entender cuándo es el momento adecuado para la departure de este viaje sin retorno.
Hasta entonces tus fotos y tus recetas no llevan a recorrer el mundo de la mejor manera posible: con tu compañía, lúcida, grácil, entendida, abierta a lo desconocido y firme en su esencia más íntima.
No me cansaré de decirte cuánto me gustan tus fotos, cuánto disfruto al leerte y cuánto me gustará poner en práctica esta receta.
Las habas me recuerda, inexorablemente, a mi nona Magdalena. No hay una sin la otra. Y este modo de prepararlas, totalmente novedoso y sencillo, habrá de honrar la mesa de Pascua, en su memoria y a tu salud.
¡Gracias ,Juana querida, por ser quien sos! Qué orgullosas deben estar tus hijas de una mamá que a dario abre las puertas de su casa para recorrer el mundo.

Catypol dijo...

Yo también quiero un trabajo así y como supongo que en esta vida llegué tarde lo pediré en la lista kilométrica que tengo para la próxima, aunque matizaré mucho ese deseo que luego no sea cosa que el "genio" me lo conceda pero...aunque no te puedes quejar, por ahora naciste, creciste y vives con personas viajeras y próximamente te vas a un destino que ya me gustaría a mi, no digo que Egipto no estuviera bien, pero yo soy más de otros destinos, la verdad.
Y por la receta, me es familiar, no recuerdo a quien le comenté algo en referencia hace poco, pero últimamente estoy descubriendo cosas mil así que no sé decirte claramente el qué. Me gusta la receta, los dips siempre los relaciono con reuniones, con mucha gente, con charlas y grupos bien avenidos, no sé debe ser cosa mía ;)
Un beso Reina, feliz semana!

Catypol dijo...

Matizo: lo de Egipto lo digo por la receta, y lo del destino de tu viaje que ya me gustaría a mi por supuesto es NY ;)

Bego{La cocina de Samira} dijo...

Me apunto a esa futura profesión porque aunque no la lleve a cabo, soñar también se me da de maravilla y con la imaginación también se viaja , aunque cuando abres los ojos, la cruda realidad se antepone ante mi jajajajaja......
Un plato delicioso sin duda , no lo conocía y como tengo fabas en reserva, cualquier dia de estos lo pruebo , que me apetece un montón, ya te contaré.
Besinos y feliz semana.

MFe dijo...

jajajaj veo que tu también llevas las pulseras de gomitas ;-))) jamia! hay qué ver la moda de las pulseritas.. Yo llevo el brazo casi camuflao de todas las que me han hecho mis “locas”.
Y no sabes cómo te entiendo! Me encanta viajar. A mi también me encantaría ser “viajera”.. en cuanto puedo, podemos, allá que vamos. Dónde sea. Aquí, cerca, o un poco más lejos.. siempre hay algo nuevo ¿verdad?..
La receta desde luego te ha quedado genial, pero los huevos cocidos y yo , no nos llevamos bien, así que mi ración, por favor, sin huevo ;-) y qué fotos!... si es que traspasan la pantalla....

Un besote!!!

Veronica Cervera dijo...

Pues yo feliz me iría contigo a hacer de viajeras.
Que rica y curiosa receta. No la conocía y me la guardo para probarla, que ya sabes no me canso tampoco de probar cosas nuevas.
Muchos besos y linda semana,
Vero
lacocinadevero.com

Pumuky a la cuina dijo...

Pues si de mayor vas a ser viajera, aquí me tienes de sherpa, acompañándote donde haga falta!
Qué bonito es viajar, y cuantas cosas hay en el mundo por ver, sentir y disfrutar, verdad mi chikitina?
Pero mientras nos quedamos con las ganas, qué mejor que saciar nuestro hambre viajero y gastronómico con este platazo que repone fuerzas a cualquiera! Suerte tenemos de los viajes sin movernos de casa que nos propones!
Un besote enorme guapa!

Mónica García Centeno dijo...

Uy! los sueños siempre pueden cumplirse, y ahí es donde dejan de ser sueños. Por lo que sueña, que no cuesta, y tu receta que no la había oído en mi vida la verdad resulta muy resultona para compartir, me gusta la idea. Un beso Juana Fog

KRIS dijo...

No sabes tú na brujilla, bonita profesión la que deseas para cuando tengas arrugas, jejejeje, yo me apunto también ehh,

Aunque tú, a tu preciosa edad, y tus hijas a la suya ya habéis conocido más mundo del que yo podré conocer nunca. Si en alguno de tus futuros viajes te sobra sitio en la maleta hazme hueco que me meto dentro .

Me encanta venir a verte y que me teletransportes con tu cocina y tus IMPRESIONANTES fotos a sitios tan fantásticos como Egipto, aunque ... me llama más la atención New York, tú ya sabes jajajaja.

Después de comer este plato tan calórico lo mejor es ponerse el chandal, encender el pedometer y salir a quemar lo que hayamos engordado jaja jaja jajajaja

Bueno reina, me voy con un estupendo sabor de boca (y eso que no lo he probado) pero ... me imagino lo sabrosísimo que tiene que estar este plato.

Besazos chikitina bonita

LA COCINERA DE BETULO dijo...

Qué cosas más ricas hay siempre en la cocina de mi amiga viajera! Me recuerda un poco al hummus, pero con habas. Nunca he cocinado con habas secas, tengo que probar ese sabor.
Besos preciosa, feliz semana!!

Marga n.a dijo...

y pensar mi querida jua , que yo también quería ser viajera aun que lo he descubierto a casi la madurez , la verdad es que le gusta mas a juan esto de andar corriendo por los aeropuertos , yo me estresso solo de pensar la subida al avión y las horitas de vuelo infitas sentada viendo tropecientas pelis , escuchando música leyendo durmiendo o mejor dicho medio durmiendo hasta llegar a tu destino no si al final lo que mas me gusta es pensar en que no regresaría jajajaja un beso me encanta este plato asi que se apunta para saborera in situ o en casa ya veremos besos mil no podía marcharme sin pasarme por aquí .. <3

Evelyn dijo...

Juana, una no sabe lo que quiere hasta que de verdad lo encuentra, y eso puede ser a los 18, a los 40 o a los 80, pero nunca es tarde. Tu vas por buen camino porque viajera eres un rato largo, tampoco te quejes, eh, jeje. Hoy me has llevado a Egipto, llevo recorrido medio mundo contigo, así que yo también viajo otro rato largo, jeje. Besiños.

Rosa Maria Romero dijo...

Hola Willy Fog, que verdad eso de que soñar es gratis !!! Lo bueno es que las que poseemos el don de fantasear y ver las cosas aun sin haberlas visto nunca, tenemos ganado mucho, sabes que mi Pedriyo cierra los ojos y solo ve negro? no sabes la pena que me dá, se lo tengo que contar yo. Lo que se pierde!!! ;-( el no puede hacer lo que tu y yo hacemos, pasearnos por la vida sin movernos del colchón jijijiji. ;-) Un plato delicioso, pero menos que tu relato Juana, me ha encantado y claro que me voy a Egipto contigo, ya te lo dije, pero en camello jajaja. Besitos

Pamela dijo...

Mi linda Juana!! Estoy de acuerdo contigo en aquello de que nos hacen tomar decisiones en tiempos de la vida en que no tenemos elementos para hacerlo, una barbaridad! Ser viajera es una opción complicada a estas alturas de la vida, pero quién te dice si más adelante! Por ahora me quedo con tu invitación a viajar gastronómicamente, qué delicia más grande! Besitos

Madame Pépinière dijo...

Muy rico!! Yo también quiero ser viajera, jejeje!!
Un beso

CHEZ SILVIA dijo...

Okkkk va nos vamos!!!! siempre tengo una maleta preparada con cuatro trapos, el cepillo de dientes, la cámara y buen rollito. Pasearemos y nos comeremos esta rica receta, te va bien???? ;). Mil besos ma belle!

sofiaaurora dijo...

Como siempre tu trabajo es magnifico, desde la receta hasta las fotos, que por cierto invitan a comerlo, porque transmiten que es muy apetecible, me encanta, besos
Sofía

myriam enrique fernandez dijo...

Juana Fog!!! a por esos sueños bonita....
mientras me encantará acompañarte en estos viajes gastronómicos virtuales, el post precioso.
besotes
comoaguaparachocolate-myriam

Aisha dijo...

Tu ful se ve riquísimo, vamos, mucho más rico que cualquiera que haya podido comer en Egipto... es que la presentación es un plus y allí lo de la presentación no lo llevan muy bien en la mayoría de casos... jajajajaj
A mí también me gustaría un trabajo así, oye... si somos muchas, podemos montar hasta una empresa... jajajajajaja
Mira, en cuanto a lo de elegir profesión, creo que es una decisión muy importante y que se toma en un momento de la vida en la que ni tenemos experiencia ni perspectiva para hacerlo. Y pasa lo que pasa, que al final muchos acabamos haciendo carreras en las que luego no acabamos trabajando.
Besos linda!

Nenalinda dijo...

Madre del amor hermoso ver esto a estas horas tenia que estar prohibido que pintaza y seguro esta de rexupete como todo lo que haces.
Yo tambien querria ser viajera como tu y hacer esas cosas tan ricas que nos traes siempre y hacer esas fotos y .....bueno que cuando sea mayor como te digo siempre quiero ser como tu.
Ahora me voy a poner la mesa que en esta semana tengo turno de tarde y se me pasa el tiempo volando ahora si que te digo que me equivoque de profesion no por que no me guste si no por que no tengo vida social jajaja.
Bicos mil y feliz semana potita miaaaaaaaaaaa.

Rosilet {Sugg-r} dijo...

me apunto a eso de ser viajera... nunca tendré nada en esta vida, pero lo que tenga me lo gastaré viajando siempre que pueda... después de todo, es lo que te llevas, ¿o no? vámonos a por esa energía egipcia que nos hace tanta falta a veces...
aunque también me podría llevar un cuenquito de esos, que sí que ya sé que no queda, pero es que me encantan los platos con legumbres ¿las habas son legumbres? bueno, más trituradas o menos me da igual, esto tiene que estar demasiado bueno como para no entrar un trozo de pan!!!
oye, me quedo esperando esa receta, eh...
muchos besitos, señora chiki!! :p

Beatriz Tobegourmet dijo...

Yo creía que lo sabía todo ya con 14.... Y fíjate tú. Comparto contigo lo de los viajes. Me parece terrible dejar pasar la vida sin moverse de dos o tres lugares. Me encantaría poder conocer el mundo entero. Y Egipto es uno de mis lugares prioritarios! A ver sí pronto se puede... Te sigo leyendo 😘

Mercè dijo...

Que razón tienes Juana, cuando viajo me pasa algo parecido y me podría acostumbrar sin demasiado esfuerzo y es que todos los lugares tienen su encanto. Sarna con gusto no pica y morirse de hambre pero feliz, parece una meta bastante idílica, cuando se tiene el estómago lleno. Pero de Ilusión también se vive y soñar es gratis :)))
Me encanta tu manera tan auténtica y fresca de vivir las cosas y te digo que no cambies...
Y puestos a soñar... me imaginaré comiendo los ful medames en una calle del Cairo y sentada a la sombra viendo pasar la gente acompañada de una bebida fresquita.
Disculpa también por las pocas visitas, pero es que últimamente no puedo dedicarle el tiempo que merece la blogosfera y hasta mi blog lo he tenido que dejar en barbecho. :(((
Y ganas tengo ya de ver, mis galletas en tu ventanita.
Besitos y un abrazo guapísima!!!

Mònica Tarradellas dijo...

Doncs jo no vull esperar a ser gran, vull ser viatgera ja!!!!! I vull provar aquest meravellós plat a Egipte, i un munt de plats tradicionals més (i sobretot dolços) arreu on vagi! Sort que d'il·lusions també es viu!!! Petons!

Publicar un comentario en la entrada

Sabes que es lo mas bonito de este post???... pues claro!!!...
tu comentario!!!!

Gracias!